5 de marzo de 2010

8 de marzo


Antes que homenajear en este 8 de marzo, a las famosas o destacadas que están colgadas en cuadros de oro, aparecen en revistas, periódicos, televisión y gozan de grandes privilegios, antes, quiero felicitar a esas mujeres de carne y hueso que nos han dado la vida, que han luchado incansables, por encontrar dentro de la cruda realidad una luz para abrirnos camino, esas mujeres que lloran, que sufren, que trabajan hasta el cansancio sin mostrarse agotadas, pues lo superan todo, las que se enferman y se levantan, quienes dentro de los estragos de una economía fracturada y difícil saben administrar y compensar con sus decisiones, las que reparten un pan entre 5 o más miembros de su familia a la que aman sin miramientos, mujeres comunes pero no simples, mujeres palpables que alimentan cada rincón del mundo, que amamantan sueños y que emergen de mares espesos, esas que con escasas monedas hacen maravillas, que endulzan una tarde fría con manjares de palabras sabias y milagrosas recetas.
Mujeres de carne y hueso con curvas reales parecidas a bellos paisajes de montañas y relieves, mujeres perfectamente imperfectas, fuertes pilares de la vida en el planeta. Elementos clave en el crecimiento de un ser, de un árbol, de un pueblo. Flores y hermosas plantas que son ignoradas por el poder, por el dichoso progreso, las que se levantan en la madrugada y se acuestan a la media noche, las que velan y nunca duermen, las que poco sonríen pero tiene el alma pura y sana, las que siempre acuden a los santuarios a abogar por los demás, esas mujeres hermosas de ojos y mirada penetrante, de fulgor intenso, que nada esperan de un 8 de marzo más allá del respeto. Las mujeres que brillan por su amor a la Tierra, a la vida y se manifiestan siempre apoyando, las que no callan, dan la mano, comprenden y besan a la luna.
Mujeres a quienes por responsabilidad humana, debemos homenajear.

2 comentarios:

  1. alguien me envió un video, se supone que debemos conformarnos con ser mujeres "invisibles" ante los demás, yo no lo creo, siempre habrá alguien que nos dedique al menos unas palabras.
    felicidades a ti por ser una de esas mujeres que se hacen notar.
    anita

    ResponderEliminar
  2. el otro dìa me enviaron un video, se supone que debemos conformarnos con ser mujeres "invisibles" ante los demás, no estoy de acuerdo. felicidades por ser una de esas mujeres que se hacen notar.
    anita

    ResponderEliminar